He conseguido dejar de desear a mi mujer. ¿Cómo? A fuerza de reprimir el deseo, éste acaba por atrofiarse
Y, ¿Por qué reprimir el deseo?
Por diginidad
¿?
Cuándo las excusas para no tener encuentros sexuales se sucenden una y otra vez, por lo que se van espaciando cada vez más,
Cuándo los que se producen siempre son por iniciativa mía, pues jamás ella muestra deseo alguno hacia mí, ni se acerca, ni me acaricia…
pues eso, que un día uno dice:
Caramba, ya está bien!
“Si, como dice cuándo hacemos el amor, le gusta tanto, pues que sea ella por una vez la que dé el paso y se me insinúe si quiere algo”.
Y claro,como no lo hace,pasamos un día y otro, y una semana y otra sin apenas contacto físico más allá de un beso de buenas noches y otro de buenos días.
Así que, a pesar de que la carne es fuerte y a veces cuándo la veo en según qué situaciones saltaría sobre ella como un león, me contengo cada vez más para conservar algo de dignidad.
Como no se me ocurriría contar esto a nadie que la conozca por respeto a su intimidad, he encontrado aquí el lugar idóneo para ello, y de paso desahogarme.
Este es el inicio de mi nueva doble vida:

Confesión relacionados
mi mejor amigo

Compartir esto con vosotros.

Iré poniendo aquí mis reflexiones sobre mis relaciones de pareja. Seguro que hay más personas en mi situación, con quiénes espero departir desenfadadamente, compartir secretos y lo que se nos ocurra.
Agradezco a Mss O´Hara que haya puesto a nuestra disposición este espacio para poder sincerarnos anónimamente. Le mando un cariñoso abrazo a ella y a todos los participantes en este foro. CycC